Skip Navigation
razon para comprar un salvaescaleras

Por que usted se lo merece


Razón 1

Razón 1

900 37 47 57

Por que ofrecemos garantía de por vida

Las sillas salvaescaleras de segunda mano

Con el auge de Internet comprar un salvaescaleras de segunda mano se ha convertido en una tendencia al alza. Como casi cualquier producto, una silla sube escaleras puede adquirirse a un particular que ya no la quiera o necesite. Por supuesto, su precio será menor respecto al de un modelo nuevo, pero hay que andarse con ojo porque una silla usada puede acarrear consecuencias graves.
Ten en cuenta que las ventajas principales de una silla salvaescaleras son accesibilidad y seguridad. En este sentido, puede que una de segunda mano nos ofrezca la opción de poder desplazarnos de una planta a otra de una casa, ¿pero hasta que punto te sentirías seguro sentado en ella cuando sabes que el raíl no ha sido fabricado a medida para tu escalera? El riesgo de caída o de quedarte a mitad de la escalera debería ser nulo y con un modelo de segunda mano esto no es así. Además, es fácil pensar que una silla pueda colocarse en cualquier escalera, pero no debemos olvidar que tienen un raíl que se fabrica a medida de cada escalera.
salvaescaleras segunda mano

1. ¿Qué es una silla salvaescaleras?

¿Qué es una silla salvaescaleras?

Una silla salvaescaleras es una silla especial unida a un raíl que le permite ser desplazada hacia arriba y hacia abajo a lo largo de una escalera, ya sea esta recta, curva, interior, exterior, etc. Funciona con unas baterias que se recargan enchufándolas a la corriente y consumiendo como cualquier otro electrodoméstico.

2. Inconvenientes de una silla salvaescalera de segunda mano

Inconvenientes de una silla salvaescaleras de segunda mano

Suena muy atractivo el poder adquirir una silla sube escaleras por un precio inferior al original, pero debemos ser conscientes de las desventajas que tiene hacer una compra de este tipo. Destacamos las principales:

Fabricada a medida para otra escalera

El raíl que permite a la silla desplazarse arriba y abajo está hecho a medida de la escalera y el espacio para donde se compró, con lo que inevitablemente la silla salvaescaleras de segunda mano dará problemas desde el inicio o al poco tiempo de su uso. Además, se realizan programaciones acorde a las instalaciones originales en la propia silla que sólo personal del servicio oficial pueden reprogramar.

Mantenimiento no garantizado

En la compraventa de productos usados entra en juego la confianza que desprende el vendedor, sobre todo cuando no existen documentos que prueben determinadas afirmaciones. Por ejemplo, el vendedor puede asegurar que se han efectuado las revisiones de mantenimiento, pero que no sea verdad. En ese caso, podrías estar adquiriendo un salvaescaleras con algún defecto. Además, si ya está desinstalada no se podrá comprobar su funcionamiento, por lo que se podría estar comprando algo que no funcionase correctamente de partida o que necesitase alguna reparación más costosa y no se lo hubieran comunicado.

No suele tener garantía

Este punto es importante porque al ser de segunda mano es probable que te dé problemas antes de tiempo: por la antigüedad de la silla, por el uso que se le haya podido dar y por no estar realmente adaptada al nuevo espacio. En caso de necesitar alguna revisión o arreglo estarás a merced de lo que te quiera cobrar el servicio técnico con el que te hayas puesto en contacto. Considerando que son muy pocos los técnicos especialistas en sillas salvescaleras en España y suelen estar ligados directamente a la marca, lo más probable es que no contrates a alguien que realmente conozca el producto.

Modelos desfasados

Acostumbran a ser modelos con tecnología desfasada, lo que dificultaría el encontrar piezas de recambio en el momento que fuese necesario. En cualquier caso, supondría una inversión de tiempo y un mayor desembolso económico.

sillas salvaescaleras segunda mano
¿Segunda mano? No todo vale.

Pueden generar desconfianza

El hecho de que el raíl no esté fabricado a medida de la escalera y exista alguna marca de su evidente uso anterior, puede, sin duda, generar desconfianza. Míralo, sobre todo, desde el punto de vista de una persona con una movilidad muy reducida, pues en caso de caerse de la silla o quedarse atrapada en ella a mitad del recorrido, no podrá hacer nada hasta que la socorran. Si se puede evitar una situación así, mucho mejor.

Se suele necesitar un cambio de tapicería

Aunque pueda parecer un detalle sin importancia por relacionarse con algo principalmente estético es bastante importante. Con una tapicería desgastada, la sujeción y el confort son menores y, en caso de cambiarla por una nueva, la suma de dinero debe ser tenida en cuenta junto con la compra de la silla de segunda mano.

3. Ayudas y subvenciones

Ayudas y subvenciones

Los organismos autonómicos y estatales proporcionan ayudas económicas y subvenciones a través de la Ley de Dependencia o de acuerdos con Bienestar Social, entre otros. También hay seguros que ayudan con la compra de este tipo de productos, así como préstamos bancarios interesantes.

No dudes en ponerte en contacto con nosotros a través de nuestro teléfono gratuito 900 37 47 57 y solicitar cita con uno de nuestros asesores para más información. Además, nuestro asesor le hará un presupuesto sin ningún coste ni compromiso.

4. Las sillas salvaescaleras de segunda mano y la movilidad

Las sillas salvaescaleras de segunda mano y la movilidad

Una silla salvaescaleras es siempre una buena opción en los casos de movilidad reducida. No obstante, no todo debería valer, pues un modelo de segunda mano puede acarrear consecuencias indeseadas por varios motivos. Además, hay que valorar la inversión: puede que te ahorres algo de dinero si la compras de segunda mano, pero a largo plazo estarías perdiéndolo. ¿Sabías que thyssenkrupp te ofrece garantía de por vida en en todas sus sillas salvaescaleras sin necesidad de firmar un contrato? Solo por eso merece la pena hacerse con un modelo nuevo y, sobre todo, adaptado a nuestra escalera, a nosotros mismos y que nos ofrezca total seguridad y movilidad.

thyssenkrupp

¿Quiere más información? Contacte con los expertos

Subir